Widgets Magazine

Al menos siete personas murieron y un número indeterminado están desaparecidas, después de que el autobús en el que viajaban quedara atrapado en un deslizamiento de tierras causado por las fuertes lluvias en el norte de la India.

Una avalancha de lodo sepultó al autobús y al menos dos coches que circulaban en una carretera del distrito de Mandi, en el estado indio de Himachal Pradesh, informó a Efe la Policía de la demarcación.

“Se han recuperado siete cadáveres y rescatado a cinco heridos hasta ahora”, señaló el portavoz de la Fuerza de Respuesta de Desastres Nacionales de la India, Anil Shekhawat.

Con información de Globovisión.

AVG