Widgets Magazine

El presidente francés, Emmanuel Macron, defendió hoy que la intervención en Siria se produjo dentro de “un marco legítimo” y que no tuvo nada que ver con acciones anteriores en países como Irak o Libia.

“(Bachar) Al Asad está en guerra con su pueblo. Teníamos el deber de intervenir para defender nuestros valores. Además, las resoluciones de Naciones Unidas preveían el uso de la fuerza y (el presidente ruso, Vlamidir) Putin dijo hace un año en París que estaba de acuerdo”, afirmó Macron en una intervención ante el pleno de la Eurocámara.

Con información de EFE/DP