Widgets Magazine

El Consejo Nacional Electoral Electoral (CNE) rechazó las declaraciones realizadas por los integrantes de la empresa Smartmatic, con respecto a las supuestas irregularidades que se presentaron en el conteo de los votos en los comicios del pasado domingo.

La presidenta del CNE, Tibisay Lucena, afirmó que esta compañía solo prestó sus servicios en aspectos “que no son determinantes en sus resultados”, por lo que calificó de “graves” sus acusaciones.

Subrayó que la empresa participó en todas las auditorias, colocó su clave para el cifrado de los archivos y protección de las aplicaciones que se desplegaron en la plataforma electoral, por lo que “cualquier  manipulación supone desconocer que Smartmatic es parte de la seguridad del sistema de totalización.

Lucena aseguró que las declaraciones de Smartmatic fueron emitidas en un contexto de “agresión” que va acompañada con las sanciones que Estado Unidos le impuso al Estado venezolano, y en particular, a ella.

Denunció que la sanción afecta al CNE y a otros colaboradores, ya que asegura que los proveedores que prestan servicios al ente, le fueron bloqueadas sus cuentas en el exterior. Además indicó que hubo un complot para sabotear el proceso de elección a la Asamblea Nacional Constituyente (ANC) como los hechos de violencia que se presentaron durante el proceso y los ataques cibernéticos que ha sufrido la página web del Poder Electoral.

Resaltó que la empresa emite estas declaraciones cuando el país “después de 3 días en que el país se encuentra en paz y sin barricadas”, al tiempo que precisó que defenderán los resultados de la Constituyente.

Finalmente Tibisay Lucena aseguró que Smartmatic  busca “convertir la alegaría de la paz en una derrota”y desconocer e invisibilizar a “más de 8 millones de venezolanos”.

NGG